El Compliance en el sector financiero

Artículos

El Compliance en el sector Financiero tiene una importancia innegable, además de tratarse ya de por sí de un sector muy regulado. Los escándalos financieros y las malas praxis están a la orden del día en las empresas y es en el Compliance donde encontramos un mecanismo efectivo para acabar con ellos. Por ello, un programa de Compliance que establezca procedimientos y protocolos de actuación y resuelva todas las dudas sobre prácticas financieras, es más que beneficioso para cualquier empresa. Por no decir lo que implica en cuanto a integración de la ética en los negocios.

En enero de 2018 comenzó a aplicarse la Directiva sobre Mercados de Instrumentos Financieros, basado en la directiva MifID II y el reglamento MiFIR, que introdujo un mercado único y un régimen regulatorio común para los servicios financieros en los 28 estados miembros de la Unión Europea. Lo relevante de ello en cuanto a Compliance se refiere en que se dota de mayor transparencia, información y, en definitiva, más garantías a la sociedad y entorno en los que operan los mercados financieros. Todas las operaciones tendrán una mayor supervisión, y las medidas y controles de carácter financiero y tributario se aplican a todas las empresas, sean del sector que sean.

En este marco de control financiero, se publicó en febrero del año 2019 la ISO 19602, Sistemas de gestión de compliance tributario, que establecía requerimientos para controlar, gestionar y reducir el riesgo tributario. Y además, al tratarse al mismo tiempo de una norma certificable, supone una mayor garantía hacia el exterior y público objetivo acerca del cumplimiento de la normativa aplicable en materia tributaria.

Un programa de estas características aumenta la protección de los inversores, además de ampliar los requisitos de los operadores para bonos y otros instrumentos similares, que deben facilitar, por ejemplo, una mayor información sobre los productos a ofrecer. El Compliance actúa aquí como garante de una mejor gestión y funcionamiento de todos los procesos de este ámbito, al aumentar la intervención en ellos, con el fin de dotar de una mayor fiabilidad, seguridad y transparencia las operaciones vinculadas a estos mercados.

De otro lado, dentro del ámbito del Compliance, el financiero es sin duda uno de los que más potencial tiene de crecimiento. El informe EALDE Risk Survey 2021, elaborado por EALDE Business School señala que la fuerte regulación que existe en este campo le confiere una importancia especial y un gran potencial.

El campo de las finanzas está sujeto a muchos cambios y además de manera muy recurrente. Esto hace que la incertidumbre normativa en cuanto a su cumplimiento y a su interpretación sea aún mayor, dada la dificultad que supone estar en adaptaciones continuas con motivo de los cambios legislativos que se suceden tan frecuentemente. El compliance financiero no sólo tiene un gran valor para las empresas si no también para los clientes y usuarios que con él ven más protegidos sus intereses al velar en todo momento por el buen cumplimiento normativo.

Suscribirse al blog

Últimos Posts

Menú